Estrategias para la reducción del consumo energético (3)

Medidas de mejora en las instalaciones del inmueble.

Como ya comentamos en la entrada del blog Rehabilitación energética. Medidas de mejora, no es posible definir una solución única aplicable a todos los casos, ya que el consumo energético depende de diferentes factores y cada inmueble presenta unas características singulares y unas deficiencias concretas.

 

Por lo tanto, insistimos en la importancia de la realización de una toma de datos inical para la evaluación del comportamiento energético actual del inmueble, para así poder proponer las actuaciones más eficaces en cada caso, teniendo en cuenta, además, que muchas de las medidas de mejora no son excluyentes, sino complementarias.

 

En la entrada anterior del blog, nos centramos en un primer bloque de medidas, las relativas a la mejora de la envolvente del inmueble. A continuación analizaremos las principales medidas de mejora en las instalaciones, correspondientes al segundo bloque.

 

Antes de analizar una serie de medidas concretas, hemos de tener en cuenta tres aspectos fundamentales:

 

- Lo que se pretende es aumentar la eficacia de las instalaciones, es decir, producir el mismo frío o calor consumiendo menos energía, reduciendo el gasto.

 

- Generalmente, cuantos más equipos generadores de calor o frío haya en un inmueble, mayor gasto energético tendrá la instalación, con lo que es aconsejable la incorporación de un equipo generador único capaz de satisfacer la demanda de agua caliente sanitaria ACS, calefacción y refrigeración, aunque habría que estudiar cada caso concreto.

 

- La incorporación de sistemas centralizados en los edificios de viviendas, también reduce el gasto energético, siendo ésta una cuestión que depende de toda la comunidad de vecinos.

 

Las principales medidas para el ahorro energético que podrían aplicarse en la mejora de la de las instalaciones del inmueble serían:

 

- Mejora de la eficiencia del sistema de ACS, calefacción y/o refrigeración.

 

  Sustitución del equipo generador de calor para ACS

Existen varias opciones, cuya viabilidad dependerá de cada caso concreto: sustitución del tipo de combustible, sustitución del equipo existente por una caldera o bomba de calor de mayor eficiencia, por una caldera de condensación, por una caldera de biomasa, etc.

 

También es posible mejorar la eficiencia del sistema existente con un correcto mantenimiento, mediante la limpieza de los quemadores, etc. sin que necesariamente se sustituya el equipo.

 

La caldera de biomasa es la más eficiente, desde el punto de vista medioambiental y gasto energético, pero requiere espacio para el almacenamiento del combustible.          

  Sustitución del equipo generador de calor para calefacción y/o refrigeración

Las opciones son las mismas que en el caso anterior (de hecho, un mismo equipo puede cubrir ambas demandas), aunque habría que estudiar su viabilidad según cada caso.

 

También siguen siendo válidas las consideraciones respecto al mantenimiento y la caldera de biomasa.

 

Es importante saber que tanto el tipo de unidades terminales (radiadores, suelo radiante, climatización por conductos, etc.) como el tipo de servicio suministrado (existencia o no de gas natural, por ejemplo), influirán en la viabilidad y decisión del tipo de aparato generador.

- Incorporación de un sistema de energía solar.

 

Tanto la incorporación de energía solar térmica para ACS, calefacción o refrigeración, como la instalación de un sistema de energía solar fotovoltaico que mejore el consumo global; reducirá nuestro consumo energético.

 

Hay que tener en cuenta que es imprescindible disponer de superficie suficiente para la captación solar y que no exista ninguna normativa municipal que nos impida su incorporación (además de que si nuestro inmueble forma parte de un bloque de viviendas, habría que consultar al resto de propietarios, por ser la cubierta del edificio un elemento común).

 

- Mejora de la eficiencia de la iluminación.

 

Tanto mejorar la eficiencia de la propia instalación como la utilización de bombillas de bajo consumo, leds, etc.; reducirá también nuestro consumo energético.

 

En la próxima entrada de nuestro blog, abordaremos el último gran bloque de medidas, donde hablaremos de buenas prácticas y pequeñas estrategias que todos podemos realizar, y que tienen una incidencia directa en el consumo y en el comportamiento energético del inmueble.

 

Por otra parte, si se está pensando en realizar alguna intervención de este tipo, conviene también estar informado de si existen subvenciones para proyectos de ahorro de energía. El organismo competente en materia de energía de la Comunidad Valenciana es la Agencia Valenciana de la Energía AVEN; y a nivel estatal es el Instituto para la Diversificación y Ahorro de Energía IDAE, adscrito al Ministerio de Industria, Energía y Turismo.

 

Puedes inscribirte a nuestro boletín de noticias para mantenerte informado de todas las novedades.

 

Si estás interesado en realizar alguna reforma, necesitas asesoramiento o tienes alguna duda o consulta, no dudes en ponerte en contacto con nosotros. El equipo de Aene1 Arquitectos te atenderá sin compromiso.

Escribir comentario

Comentarios: 0

Síguenos en Facebook y Twitter: